Dar a luz

Mientras Shalem duerme, siento que quizás en nueve meses sea madre.
Este niño será príncipe y pastor. ¿Cómo habrán de unirse la Corte de Siquem y la tienda de Jacob?
Si mis madres pudieran venir a verme, y darme consejo. Si mi tío Esaú me hablara de su unión con la cananea, la crueldad de mi abuela con sus nietas, y mediara para que la historia no se vuelva a repetir.
Y si yo muriera, en el parto, o de unas fiebres, ¿qué sería de mi niño en mi tierra?
Reina del Cielo, mantenme viva, ayúdame a dar a luz. Que no se quiebre la paz, ni el candor de nuestro amor.

@teatrodelosciclos S.K.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s